Comprar pastillas Champix online sin receta, precio en Farmacia Senovilla Sancho. Instant Boost AI Immediate Affinity Neoprofit AI

Más extranjeros que nunca en verano. Las Palmas de Gran Canaria continúa incrementando sus indicadores estadísticos en lo que respecta al Turismo que recibe, al cierre de un estío en el que sus hoteles y apartamentos han registrado más huéspedes procedentes de otros países. Además, la capital grancanaria ha mantenido el nivel de alojados nacionales en estos meses, en los que la cifra de pernoctaciones y estancia media de los viajeros ha mantenido los elevados índices detectados por el instituto Canario de Estadística (ISTAC) y el Observatorio Turístico de la ciudad en 2016.

Las mismas fuentes apuntan que entre los meses de julio septiembre Las Palmas de Gran Canaria registró un total e 103.628 viajeros alojados, un 4% más que en el mismo periodo del ejercicio precedente. De estos, un total de 45.617 son turistas extranjeros, un 9,3 % más que en los mismos meses de 2016, en un espectacular auge del turismo foráneo en la capital grancanaria. La cifra de alojados nacionales se situó en 58.065, un 1% más que en el año anterior.

Si bien el número de alemanes alojados se mantuvo por encima de los 7.000 entre julio y septiembre, el turismo británico experimentó un remarcaba alza en la ciudad, con 4.959 alojados en hoteles y apartamentos, nada menos que un 38% más que en el verano de 2016.
Los alojados holandeses, 1.513, también subieron: un 11% más con respecto al año anterior.

Este aumento general de los viajeros alojados fue significativo en el caso de los hoteles, que con 87.643 sumaron un 5,5% más de huéspedes que en la misma estación del ejercicio pasado.

Pernoctaciones en una temporada baja inusual

En cuanto a las pernoctaciones, la capital grancanaria contabilizó 364.578 entre julio y septiembre, prácticamente el mismo dato que marcaron las 365.351 del verano de 2016. Las noches de hotel contratadas por los británicos (19.785) también subieron un 38%. Y las de los suecos (6.140), un 1,7%. Cabe destacar que las pernoctaciones en estos establecimientos de los extranjeros (192.681) fueron más que las de los españoles (171.897)

Este aumento del turismo extranjero revierte una tendencia histórica en Las Palmas de Gran Canaria: una ciudad que vive tradicionalmente su temporada baja en verano, con una presencia predominante de los viajeros nacionales y los procedentes de otras Islas. Este no ha sido el caso en el estío de 2017: un periodo en el que la urbe puede presumir de haber captado a un segmento significativo de viajeros procedentes de otros países, que se han dejado ver como nunca antes en sus principales enclaves entre julio y septiembre.